Wacom Intuos 5 S

Wacom Intuos 5 S

Desde que jubilé mi antigua tableta gráfica, una Wacom de gama baja, estoy trabajando con la nueva Wacom Intuos 5 tamaño S. El cambio ha sido -como era de esperar- abismal.

Si tu principal trabajo va a ser el procesado de imágenes, el formato A6 lo veo más que suficiente. De hecho, el tamaño total sobre la mesa, sí se hace algo grande teniendo en cuenta el tamaño que ocupa con el Touch Ring multifunción. Para aquellos que vuestro escritorio, o mejor dicho vuestro teclado ocupa bastante espacio en la mesa, un tamaño superior os obligará a disponer de mucho más espacio. A la hora de trabajar, coloco la tableta delante del teclado y utilizo las teclas del Touch Ring cuando las necesito.

Cuestión de precisión

La Intuos 5 es un mundo aparte permitiendo inclinación, velocidad y precisión casi infinita. Además el lápiz viene con distintas puntas intercambiables que hacen que la sensación de estar escribiendo sobre distintas superficies sea todo un lujo. La suavidad y fluidez de los trazos nada tiene que ver con mi vieja tableta. Tanto las selecciones a mano alzada como otras operaciones de precisión dejan al ratón a la altura del betún.

Las distintas puntas vienen guardadas en un pequeño reposa-lápiz muy cómodo de utilizar y que a diferencia de otros modelos la Intuos 5 sí posee.

Touch Ring Multifunción

El Touch Ring Multifunción permite al estilo que el Mágic Trackpad de Mac, moverte, seleccionar, hacer zoom y distintas funciones dependiendo si posamos 1, 2, 3 ó 4 dedos. En programas como Photoshop, rotar una imagen, hacer zoom sobre ella o desplazarnos es una tarea mucho más sencilla. 8 son los botones configurables (6 botones y 2 multifuncionales) que permiten quasi abandonar el teclado cuando nos encontramos trabajando en Photoshop. Las teclas como la barra espaciadora, Ctrol o Alt vienen por defecto configuradas. También el cambio de tamaño de pinceles, rotación de imágenes pueden hacerse desde estos botones sin despegar el lápiz de la tableta.

Quizá cueste algo acostumbrarse a estas funciones, y más si vienes de un modelo tan antiguo como el mio, pero una vez lo haces, la fluidez en el trabajo es enorme. Conviene recordar que cualquier roce con la entrada de funciones Touch activadas puede ser un trazo del lápiz con lo que si estamos trabajando y accidentalmente rozamos la zona de tableta podemos realizar trazos involuntarios. Esta función puede desactivarse conservando las funciones de los 8 botones. Cuestión de adaptación, imagino.

Desde que la recibí he tratado de adaptarme poco a poco a los botones del Touch Ring y la verdad es que facilita y mucho la tarea de edición. Tan solo con el tacto, podemos saber qué botón estamos utilizando sin necesidad de bajar la vista de la pantalla. También tenemos la posibilidad de convertir nuestra tableta en inhalámbrica, algo que no he echado en falta y que creo no necesitar salvo aquellos que trabajen continuamente con un portátil.

Sin duda, la Intuos 5 me ha dejado impresionado y creo haber hecho una buena compra. ¿Y vosotros, la habéis probado ya?